26.9.11

CAMBIA TU VIDA... SOÑAR Y SUPERARSE



ARTÍCULOS  PROPIOS
_____________________________________________________________________________

El final es inexorable. Que no te tome desprevenido”.
_________________________________________


         “Finito” en contraposición a “infinito”. Es importante en algún momento de la vida ir redondeando el resultado y tomar conciencia de que somos finitos, que la muerte es un acontecimiento triste y lamentable pero irremediable al que todos, tarde o temprano, vamos a llegar.                             
            Cada persona es como un reloj de arena que no puede ser rellenado. Inexorablemente la arena, la vida, cae de un bulbo superior lleno a uno inferior vacío. De cómo cada uno afine el paso del de arriba al de abajo, esto es cuide su salud, la arena tardará más o menos en llenar el inferior y vaciar el superior, momento que será el fin de la lectura. El fin de nuestro paseo por éste universo.


         Si somos capaces de comprender y ubicarnos en el concepto, podremos apreciar, con cierto sentido matemático, el posible margen que nos queda del total de existencia.

         Este margen estará condicionado, en la cantidad de años y la calidad de vida remanente, por nosotros mismos. Por como tratamos o maltratamos a nuestro cuerpo y a nuestra mente.

        
Tenemos infinitas opciones, pero las extremas serían  darnos todos los “gustos y placeres” de comidas, vicios  y vida sedentaria, o intentar volver a tener un cuerpo relativamente normal, con más músculo y menos grasa, concepto asociado en general a salud. Salvo enfermedades imponderables.


         Por mi experiencia y otros aspectos que veremos más adelante, parecería que la edad de 50 años es una oportunidad importante para generar un punto de inflexión y procurar remediar en parte los excesos que se han cometido hasta ese punto, para encarar el último tercio, o más, de vida en las mejores condiciones  posibles.

         Si decidimos elegir envejecer sanos y ponemos toda nuestra voluntad, tiempo, paciencia y persistencia veremos al cabo de pocos meses no solo resultados, sino también que los nuevos hábitos nos han ido modificando los “gustos y placeres” anteriores por nuevos que nos generarán un estado de satisfacción extraordinaria, con nuestro cuerpo, con nuestra mente, con nuestro trabajo, con nuestra familia y con todo el entorno. Y por que no, una reconsideración y valoración de nuestro estado y voluntad por todos los que nos conocen.


         En el caso que esta sea su decisión, lo invito a seguir leyendo mis propias experiencias, que pueden ayudarle en un largo y hermoso camino de bienestar.

No hay comentarios: